ACTUALIDAD

sábado, 8 de diciembre de 2018

JUNIOR 4 - 1 DIM


LO DEL DIM EN BARRANQUILLA FUE HECATOMBE
Destrucción, desgracia, huracán arrasador, palabras ligadas a hecatombe. No tengo explicación lógica de lo que nos sucedió en Barranquilla, por varias razones :
1- Se había logrado el equilibrio con la mejoría de la zona defensiva de la fecha doce en adelante.
2- De la fecha 12 a la 19, cuando terminó la fase regular convertimos 16 goles y solo recibimos 5.

3- En esa mejoría hubo actores fundamentales, David González, los centrales Murillo, Pertúz, Perlaza y los contención Parra y Ángulo.
4- Ricaurte se convenció que también podía pisar área y llegar a gol.
5-Fue tanta la mejoría que después de estar en la posición doce, al ganar seis partidos al hilo clasificamos en la quinta posición, con dos puntos por encima del equipo que hoy nos goleó.
6- En cuartos y semifinal se marcaron 7 goles y se recibieron 4, aún así seguíamos con superávit en goles.

Hoy volvimos a las desconcentraciones, malas decisiones, y lo peor a adelantar aguinaldos con regalos en los dos últimos goles que no se los pueden hacer a un equipo serio y sobretodo donde hay un título en juego.

Lo que más duele es que cuando se venía la noche, Cano con su rebeldía y amistad con el gol nos revivió, pero sus compañeros no interpretaron que ese 2- 1, significaba que la serie seguía abierta para el juego de vuelta. Y la tapa viene cuando se desvencija la defensa y el técnico ni se inmuta para hacer un revulsivo que era entrar a Segura porque Junior, era lógico atacaba con más hombres porque no le servía ese cero a cero clavado del primer tiempo. Zambrano leyó muy mal el partido. Creo que el partido no pedía la entrada de Castro, quien hace rato parece "haberse ido" así su cuerpo físico éste en Medellín.

Ricaurte fue atendido por Rafael Pérez en una forma tan violenta que después no se notó en el juego, y siguiendo con lo disciplinario muy mal Hinestroza que le perdonó la roja a Luis Narváez, quien jugó de gratis. 

Solo un milagro haría que se remonte ese 1- 4, y lo mejor que podría pasar es que Junior gane la Sudamericana y que llegue relajado y de celebración de territorio Brasileño, de resto a esperar otro semestre.

Y sigo con la duda que tuve desde el nombramiento de Octavio Zambrano como técnico; no por hacer leña del árbol caído. Junior es buen equipo, pero no un equipo de muchos goles y lo voy a demostrar con hechos; entre sus dos goleadores Díaz y Jarlan no igualan los 19 goles que hoy ostenta el ya botín de oro Germán Cano. Entre los dos Junioristas suman 17 tantos.

#DiosGuieAlRojo

Comments System

Youtube

Soundcloud

Nuestro Instagram